Una realidad muy cercana




¿que queremos que sea Venturada en los próximos 20 años?

Intentar predecir el resultado del cambio en el que está inmersa la sociedad es una tarea intelectual difícil y atrevida, pero absolutamente necesaria si una comunidad pretende sobrevivir. La clave del ejercicio consiste en definir una identidad en la comunidad, algo que se obtiene tras un proceso deliberativo donde los miembros que desean pertenecer a esa comunidad se expresan y la definen. Realmente es un proceso de interacción infinito, porque no termina nunca y la clave de la supervivencia está en la capacidad para preveer los cambios y adaptarse.

Las principales variables que configuran el entorno donde estamos son:

- contexto económico de crisis: con serios problemas de acceso al capital, alta tasa de paro y descomposición de buena parte del tejido empresarial. es probable que se incremente el nivel de crisis ante los previsibles problemas de muchas entidades financieras. En el caso de Venturada nos lleva a pensar que continuará la sangría económica en forma de más paro, cierre de empresas y problemas financieros de las instituciones comunitarias.

- contexto medioambiental de crisis: entorno natural afectado por una fuerte presión humana, con escasez de recursos e ineficiencia en la gestión de nuestros residuos. El fin de la era de los combustibles fósiles cambiará totalmente la relación del hombre con la naturaleza. En el caso de Venturada invalidará el actual ecosistema al depender en un 80 % de las rentas generadas en Madrid capital.

- contexto de la sociedad del conocimiento : en un momento de gran desarrollo de las tecnologías de la información se configura un futuro de globalización económica virtual imparable que permitirá un progreso inimaginable de la humanidad. Para una comunidad que no dispone de una competitividad basada en bajos costes de producción, solo tiene una evolución posible desde el punto de vista económico y social que es participar de la sociedad del conocimiento.

- contexto de descomposición social: el consumismo invadió el pensamiento de la sociedad convirtiéndolo en el único objetivo en si mismo de la vida. El sistema funciona porque nos dedicamos a trabajar como posesos para poder consumir como posesos, fomentando la competencia y no la colaboración. Esta ecuación genera crecimiento y solo con un crecimiento continuado se puede mantener el modelo de vida actual, lo cual invalida la hipótesis si se acepta el primer contexto (continuación de la crisis)

Los clase dirigente (políticos, empresarios,...) conscientes en mayor o menor medida de estos cuatro contextos en profundo cambio utilizan recetas que se van demostrando ineficaces y aceleradoras de las crisis existentes, llevándonos a la conclusión de que nos encontramos ante la una crisis sistémica, que exige una evolución y cambio completo de ecosistema.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por participar